Enfermedades fúngicas de las plantas de interior: tratamiento y síntomas, causas de enfermedades de las flores.

Enfermedades fúngicas de las plantas de interior: tratamiento y síntomas, causas de enfermedades de las flores.

Plantas de interior

Bueno, la discusión sobre las enfermedades virales y bacterianas de las plantas queda atrás. Ahora sabemos cómo detectarlos y cómo tratarlos. Solo queda un tipo de enfermedad: los hongos. Entonces, ¿qué podemos esperar de las enfermedades fúngicas?
Los hongos son muy peligrosos para las plantas de interior. Están muy extendidos en la naturaleza, por lo que la planta puede infectarse a partir de flores cercanas o del suelo (tomado de un lugar no probado). Además, hay muchas infecciones por hongos y prácticamente no se pueden curar.
Síntomas comunes de enfermedades fúngicas.: manchas en tallos y hojas, pudrición de partes de plantas.

Enfermedades fúngicas de las plantas

Moho polvoriento

Inmediatamente reconocerá esta enfermedad por las características manchas blanquecinas en las hojas (como si estuvieran rociadas con harina). La incursión se oscurece con el tiempo. Saintpaulias, rosas, begonias sufren especialmente de mildiú polvoriento.

Primero, intente eliminar las partes afectadas de la planta. Entonces será necesario rociar con soluciones de tales medicamentos: Fundazol, Benlat o Topsin-M. El procesamiento debe realizarse dos veces con un intervalo de 10 a 12 días. A veces, también ayuda rociar con una solución de refresco y jabón para lavar. Pero esto es solo en casos simples.

Mildiú velloso

Similar a la enfermedad anterior, también es causada por un hongo. El mildiú velloso afecta a muchas plantas, pero las hortensias, rosas y otras son especialmente susceptibles a él. Con esta enfermedad, se pueden ver manchas amarillas o marrón claro en las hojas. Y en el dorso de la hoja hay una capa gris, que luego se vuelve negra.

El hongo que infecta la planta vive en el suelo. Por lo tanto, tanto el suelo antes de plantar como las semillas de las plantas deben desinfectarse. Para curar una flor, intente rociarla con Quadris SK, Bravo, Ordan.

Podredumbre gris

Las plantas que se riegan inadecuadamente (demasiado hidratadas) pueden superar la podredumbre gris. Estas son solo excelentes condiciones para este hongo. E incluso si la flor en sí tiene brotes y hojas carnosos, la podredumbre gris se propaga rápidamente. Por lo tanto, gloxinia, saintpaulia, begonia, ciclamen lo padecen principalmente.

La enfermedad se puede ver por una capa gris y esponjosa en las hojas y los tallos. Más tarde, estas partes de la planta mueren por completo. Las esporas de moho gris se propagan rápidamente a otras flores. Por eso es mejor descartar la planta afectada. Si aún quedan pocas manchas con pelusa, corte la zona afectada y rocíe la planta con una solución de Fundazol, Benlata o Topsin-M.

Para la prevención, puede usar una solución de sulfato de cobre. Y lo más importante, no humedezca demasiado las plantas y ventile la habitación.

Negro (hongo hollín)

La chusma es causada por hongos que crecen en las secreciones de insectos chupadores. Las hojas enfermas parecen estar cubiertas con una fina película negra, similar al hollín. La placa en sí misma no es peligrosa, pero esta película se superpone a los estomas respiratorios de las hojas y evita que la planta respire.

El hongo hollín es fácil de curar. Es necesario lavar las hojas con agua jabonosa y tratarlas con un insecticida de amplio espectro (también para destruir insectos).

Tizón tardío

El tizón tardío, que a menudo afecta a las patatas o los tomates, a veces afecta a las flores de interior, como las violetas. Con esta enfermedad, la planta parece marchitarse y se puede ver un borde marrón en el corte del esqueje. El hongo que causa el tizón tardío del suelo no estéril penetra en el sistema de raíces de la flor y lo infecta. Conclusión: no tomes tierra por flores en los parterres. Y las flores enfermas son más fáciles de destruir, ya que este hongo solo se puede combatir con métodos preventivos, pero es imposible de tratar.

Fusarium

Otra enfermedad fúngica peligrosa es el fusarium. Si la flor crece en condiciones de humedad excesiva, la enfermedad progresa rápidamente. El hongo del suelo a través de los rasguños más pequeños penetra en la propia planta. Las raíces se pudren, el collar de la raíz se vuelve marrón, el tallo y las hojas se vuelven débiles y delgadas. Después de 5-7 días, por regla general, la planta muere. Pero a veces la enfermedad dura mucho tiempo, aunque la planta se siente muy mal al mismo tiempo y es fuente de infección.

En el período inicial de la enfermedad, la flor se puede tratar con soluciones de Vectra o Benomil.

Marchitez (verticilosis)

Esta enfermedad fúngica también es similar a la fusarium. La planta infectada también se seca rápidamente y luego muere. En el corte del corte, puede ver un anillo marrón de los vasos afectados. La flor tendrá que ser destruida o tratar de tratarla de la misma manera que Fusarium.

Oxido

La oxidación de las hojas es causada por hongos de la roya. Los síntomas distintivos de la enfermedad son protuberancias marrones o anaranjadas en las hojas. Parecen óxido. Y hay pústulas en la parte de atrás de la sábana. Las hojas oxidadas se caen rápidamente.

En la etapa inicial de la enfermedad, los fungicidas ayudan. También puede tratar la planta con una mezcla de Burdeos o preparaciones que contengan cobre. Solo se requiere rociar 2-3 veces cada 10 días.

Blackleg (pudrición de la raíz)

Hay hongos que infectan no la superficie, sino la parte subterránea de la planta y provocan la pudrición de la raíz. Es fácil pasar por alto la aparición de la enfermedad. Se puede ver cuando las áreas de la base de los esquejes o raíces afectadas por hongos comienzan a pudrirse y ponerse negras. Los pelargonios son los más susceptibles a esta enfermedad.

La causa de la propagación del hongo es el suelo anegado y la falta de luz. Para detener la propagación de la enfermedad, puede intentar rociar la planta. Rocíe la planta con azufre coloidal, líquido de Burdeos o cuproxato. También en la etapa inicial, ayuda el riego con una solución de permanganato de potasio.

Mancha foliar

Hay una serie de enfermedades fúngicas que se manifiestan como manchas foliares. Además, a diferencia de las manchas bacterianas, las de hongos se mojan constantemente y suelen tener límites claros. Crecen con el tiempo y ocupan toda la hoja.

La pulverización excesiva o la luz solar directa pueden ser la causa del daño. Las plantas de dieffenbachia, dracaena y cítricos suelen sufrir manchas de hongos.

Hay muchos hongos que provocan manchas. Y la enfermedad en sí tiene diferentes nombres según la ubicación de la lesión. Por ejemplo, la antracnosis es un daño fúngico a las hojas de ficus y palmeras. Filoestictosis: formación de agujeros en las hojas, ascoquitis: aparición de manchas marrones rojizas con un borde amarillo, septoria: son manchas de color gris oscuro o marrón oscuro con un borde amarillo, así como una quemadura roja que parece un rojo estrecho. manchas en las hojas y pedúnculos.

Literatura

  1. Información sobre enfermedades de las plantas

Secciones: Enfermedades Enfermedades de las plantas de interior


Imágenes de enfermedades y plagas de gladiolos

Los gladiolos se consideran cultivos muy resistentes a las dolencias, pero incluso ellos pueden desarrollar patologías que reducen la decoratividad. Enfermedades y plagas de los gladiolos, sus fotos, descripciones y tratamiento ayudarán a preservar la belleza y la decoración de las flores. Si sabe qué síntomas acompañan a una determinada enfermedad, podrá prevenir la patología a tiempo.

El artículo describe las enfermedades más comunes de los gladiolos y su tratamiento con fotos y videos, y también proporciona información sobre plagas peligrosas de flores con métodos de control.


Enfermedades causadas por una atención inadecuada.

El cuidado inadecuado de las plantas incluye principalmente:

  • Exceso o falta de humedad
  • Temperatura de contenido incorrecta
  • Humedad alta o aire seco
  • Alimentación excesiva o insuficiente.
  • Modo de luz incorrecto.

Los problemas de plantas no parasitarias más comunes son:

  • Clorosis. En las plantas afectadas por la clorosis, las hojas comienzan a ponerse amarillas y mueren, el crecimiento se ralentiza. Esto se debe a la falta de oligoelementos en el suelo: zinc, manganeso, hierro. La enfermedad se ve agravada por un drenaje deficiente y una alta humedad. Tales plantas necesitan trasplante de acuerdo con todas las reglas y alimentación con fertilizantes apropiados.
  • Bronceado. Las manchas secas de color marrón o rojizo en las hojas a menudo indican que la planta se ha quemado con el sol. Debe colocarse en un lugar donde no penetre la luz solar directa.
  • Secado de hojas. A menudo, las hojas de las plantas se enrollan y se secan. Esto indica una falta de humedad, tanto en el suelo como en el aire. Es necesario realizar abundantes riegos, pulverizaciones y colocar la planta en un lugar fresco. También puede provocar daños mecánicos cuando las hojas se presionan fuertemente entre sí. Necesita liberar más espacio para el crecimiento de plantas.
  • Hojas cayendo. Las hojas que caen indican que le falta calor. Esto también se debe a la presencia de corrientes de aire constantes. La pérdida de hojas puede deberse a cambios bruscos de temperatura e iluminación, riego insuficiente. La planta está bajo estrés, debe proporcionarle condiciones más cómodas.
  • Falta de floración. La floración no ocurre, por regla general, con la duración incorrecta de las horas de luz, el aire seco, el exceso de alimentación y el trasplante inadecuado.
  • Pérdida de brillo por hojas. Si las hojas pierden su brillo, significa que la habitación donde contiene una iluminación excesiva. Debe colocarlo en un lugar más sombreado.
  • Decoloración de hojas. Las hojas a menudo pueden volverse completamente translúcidas. Esto indica una falta de fertilizantes nitrogenados. Para eliminar el problema, debe realizar el aderezo mineral adecuado.
  • Enverdecimiento de hojas abigarradas. El enverdecimiento de las variedades abigarradas indica una iluminación insuficiente. Si es posible, debe quitar las hojas verdes y trasladar la planta a una habitación más clara.

¡Importante! Este tipo de enfermedades no son causadas por infecciones parasitarias, por lo tanto, la planta se puede salvar simplemente revisando las condiciones para su mantenimiento y eliminando las deficiencias.


2. Enfermedades bacterianas de las plantas

Las enfermedades bacterianas se dividen en:

  • manchas (mancha bacteriana negra, pudrición apical),
  • tumores vegetales (cáncer),
  • enfermedades vasculares (bacteriosis vascular).
Mancha bacteriana negra en tomate


Crecimiento excesivo de bacterias vegetales. © Bhai Bacteriosis vascular de la col. © bejo

Las enfermedades bacterianas son causadas por bacterias patógenas que generalmente viven en el suelo. Las manifestaciones externas comunes de daño bacteriano son:

Pútrida descomposición húmeda o seca de los tejidos blandos de las plantas,

La aparición en las hojas de manchas de varios colores y formas, que capturan nuevas áreas de la planta, incluidos brotes, tallos y ramas perennes, troncos de árboles. A altas temperaturas, las zonas afectadas se secan, y cuando llueve forman una masa mucosa,

Los microorganismos bacterianos colonizan el sistema de conducción de las plantas en las plantas, los procesos metabólicos se interrumpen, se marchitan, pierden su color verde y mueren.

Las bacterias, que se han asentado en los tejidos vegetales, secretan sustancias de crecimiento específicas que provocan un aumento de la división celular con la formación de tumores, las excrecencias tumorales se ulceran con el tiempo (cáncer de las plantas).

¿Qué plantas resultan dañadas por una infección bacteriana?

Las bacterias viven en el suelo y penetran la raíz a través de daños mecánicos. Dañan todo tipo de cultivos de jardines y parques decorativos. Una característica distintiva del daño bacteriano es la necrosis tisular en forma de partes negras carbonizadas de las ramas, o excrecencias en las ramas y raíces, al principio blandas y eventualmente compactadas hasta convertirse en madera (albaricoques, melocotones, peras, membrillos, uvas y otros). Están enfermos no solo de los cultivos de árboles, sino también de las flores: rosas, dalias, pelargonios y otros.

Prevención y control de enfermedades bacterianas de las plantas.

Las principales medidas de protección incluyen trabajos preventivos y agrotécnicos. Con la provisión oportuna de condiciones óptimas para el crecimiento y desarrollo de las plantas, las enfermedades se localizan con el tiempo y ralentizan su desarrollo.

Limpieza constante del sitio de partes cortadas de plantas y plantas completamente enfermas. Los residuos se incineran.

Las ubicaciones de las plantas enfermas se desinfectan con lejía o se tratan con una solución al 5% de sulfato de cobre.

Desinfección obligatoria del material de siembra (semillas, rizomas, bulbos, plántulas, esquejes) y herramientas de jardinería.

Preparaciones químicas recomendadas: líquido de Burdeos al 1%, oxyhom, foundationol, scor y otros.

Teniendo en cuenta la seguridad de los productos biológicos para los seres humanos y la fauna circundante, es mejor utilizar los siguientes productos biológicos en las cabañas de verano que actúan deliberadamente sobre la infección bacteriana en el suelo y las plantas: fitosporina, tricodermina, lepidocida SK-M, gaupsina, mycosan. Se pueden usar en mezclas de tanque, pero se debe verificar su compatibilidad antes de su uso.


Óxido de plantas de interior

Las flores de la casa rara vez se ven afectadas por el óxido, pero la enfermedad las amenaza con un grave peligro. Si no se toman las medidas necesarias, la flor infectada puede morir. Simultáneamente con el tratamiento, es imperativo ajustar las condiciones en las que vive la planta.

El óxido puede amenazar a todas las flores, pero la mayoría de las veces se puede ver en las hojas:

  • orquideas
  • pelargonio
  • camelia
  • fucsia
  • ciclamen
  • crisantemos
  • rosas.

Prestar atención al contenido de las flores es especialmente necesario en invierno. En esta época del año, muchas plantas entran en estado latente, lo que significa que necesitan una cantidad mínima de humedad. Es especialmente peligroso inundar una flor que se encuentra cerca de un radiador.

El óxido puede aparecer en las hojas de las plantas de interior y como resultado del abuso de fertilizantes, especialmente nitrógeno.

En verano, las flores que se sacan al jardín, a la terraza o al balcón corren peligro. En condiciones exteriores, las esporas pueden ingresar fácilmente a las plantas a través de ráfagas de viento o insectos.

Para fines de profilaxis en primavera, se recomienda tratar las plantas de interior con una solución al 1% de mezcla de Burdeos y mantenerlas en condiciones adecuadas. Si una de las plantas está enferma, se transfiere a una habitación separada, todas las hojas enfermas se cortan y destruyen, y luego se tratan con medicamentos:

  • "Topacio" (4 ml por 10 l de agua)
  • "Abika-Peak" (60 g por 10 litros de agua)
  • "Baktofit" (1 ml por 1 litro de agua).

Puede espolvorear con polvo sulfúrico. La habitación debe estar ventilada regularmente, manteniendo un nivel de humedad óptimo en ella. El riego se reduce temporalmente. Es recomendable humidificar a través de una bandeja para que el agua no entre en las flores y hojas. Después de 10 días, repita el tratamiento con fungicida.


Síntomas del mildiú polvoroso

Cómo identificar el mildiú polvoroso

La enfermedad es fácilmente reconocible por jardineros y jardineros, ya que los síntomas del mildiú polvoriento son muy característicos y obvios.

  • Primero, aparece una flor blanca clara en la superficie superior de la hoja, que el jardinero a menudo confunde con polvo. Se puede quitar fácilmente y ni siquiera tiene blanco, sino un tono transparente.
  • A continuación, la superficie inferior de la hoja sufre y ya no es tan fácil eliminar la placa.
  • La enfermedad se propaga a brotes, tallos, captura los frutos y flores de la planta. La placa se vuelve densa, indeleble, a menudo adquiere un color marrón. En una inspección más cercana, la placa parece algodón o, a menudo, telarañas tejidas.

  • Un signo característico de la derrota de una planta por el mildiú polvoriento es la actividad vital general de la planta. Dado que el hongo que causa el mildiú polvoriento solo puede vivir en una planta viva, un cultivo afectado por hongos no muere de inmediato.Quizás el amarilleo de las hojas, el marchitamiento de los brotes, pero la planta continúa viviendo bajo una flor blanca. Esta característica juega en las manos del jardinero, tiene tiempo suficiente para hacer un diagnóstico y comenzar a tratar el mildiú polvoriento. La excepción son los cultivos de hortalizas, siendo rehén de una gran cantidad de nutrientes, cuando una planta se ve afectada por una enfermedad, es casi imposible tener tiempo para curarla. No se permite el consumo de frutas afectadas.
  • Cuando los arbustos se ven afectados por el mildiú polvoriento, se observa inhibición en el desarrollo, el crecimiento se detiene, la madera no madura.

Las razones del desarrollo del mildiú polvoroso.

Un conocimiento importante son las causas de la aparición de la enfermedad en su jardín. Por supuesto, solo hay una razón para el desarrollo de la enfermedad: la infección con esporas de hongos. Por sí mismas, las esporas que causan el mildiú polvoriento son inmóviles; se combinan en cadenas microscópicas que se adhieren a las hojas y brotes de las plantas. Las cadenas de esporas se descomponen fácilmente y se transfieren a las plantaciones vecinas con la ayuda del viento. Además del viento, el agua, los insectos y la propia persona, que puede transferir esporas de un cultivo enfermo a uno sano, son portadores. Por tanto, la propagación de la enfermedad se produce entre plantas vecinas. Sin embargo, en sí mismo, conseguir la fuente de la enfermedad en la planta no significa infección.

Para que un cultivo se enferme, las esporas de hongos deben multiplicarse en cantidades suficientes, y para esto es necesario observar condiciones cómodas.

  • Las condiciones climáticas seleccionadas incorrectamente contribuyen al crecimiento de la colonia de esporas. La alta humedad (más del 70%) y la temperatura del aire (más del 25%) son las razones de la propagación de la enfermedad. Los brotes de mildiú polvoroso ocurren cuando los días cálidos y secos se alternan con los lluviosos.
  • Los trastornos nutricionales son otra causa de la debilidad de las plantas. La falta de calcio o el exceso de nitrógeno conduce a la propagación del mildiú polvoroso.
  • Los errores en el cuidado de las plantas son las causas más comunes de enfermedades fúngicas en el jardín. Riego excesivo o, por el contrario, excesivamente raro, rociado de plantas, en el que la humedad permanece en las hojas durante mucho tiempo, una inspección rara de las plantaciones en busca de plagas y placa: todas estas son las razones de la propagación de la enfermedad.


Métodos de tratamiento

Siempre que la pata negra haya sido causada por hongos patógenos, se deben usar preparaciones que contengan cobre para tratar la planta casera: Hom, Oxyhom, sulfato de cobre o mezcla de Burdeos.

La pudrición bacteriana es vulnerable al azufre coloidal. Un medicamento como Trichodermin le permitirá deshacerse de un patógeno persistente y servirá no solo para el tratamiento, sino también para la prevención de la "pierna negra".

Las drogas Maxim y Vitaros son universales para la lucha contra dicha enfermedad. Destruyen patógenos fúngicos y bacterianos.

Existe una forma eficaz de proteger las plantas de las enfermedades. Es necesario rociar el suelo con arena limpia de río, harina de dolomita y ceniza. La arena eliminará el exceso de humedad, la harina enriquecerá la planta con vitaminas y minerales, y la ceniza normalizará la acidez del suelo.

Se puede concluir que para proteger las plantas de la pata negra, es necesario seguir varias reglas básicas, que son ventilación regular, riego moderado y fertilización adecuada.


Ver el vídeo: Por ESTO mueren TUS PLANTAS SOLUCIONES a Plantas Marchitas, Plagas, Hongos y Falta de Nutrientes